lunes, 25 de agosto de 2008

JAI CINCO

Si no estas presente en el mundo virtual del Internet, no existes. Muchos servidores personales han sido creados para múltiples funciones, para poner tus fotos, escribir sobre ti, para que tus amigos hablen bien de ti, y, a mi criterio, para hacerte más cuadriculada la vida.

Todos conocemos el HI5, especie de álbum donde la gente pone fotos sin discreción, pone fotos de reuniones familiares, reuniones con amigos, fotos solo de ellos, fotos cubriendo casi toda su vida. Muchas de estas fotos son comentadas por amigos que están linkeados dentro de su espacio, es decir, si están ahí es que tu amigo es tu amigo, y si estas en la portada eres el mejor, el supremo, el inigualable, el superstar amigo, y ya no hay más.

Esta página es un dolor de cabeza. Cuando estás solo puede ser muy beneficioso, puedes quizás conocer gente o puedes hacer comentarios lanzas en paginas de chicas que te interesan y jamonearte de los comentarios que ellas pueden dejarte, poder quizás en base a comentarios y mensajes poder ligar con alguna de ellas. Cuando tu etapa de soltero acaba, todo se vuelve complicado, primero, si no eres astuto y al instante no cambias tu Estado Civil de SOLTERO...a...EN UNA RELACION puedes ocasionar la hecatombe mundial, para ella (tu nueva enamorada) quieres aparentar tu soltería frente a tus amiguitas linkeadas, es decir, definitivamente estas ocultando algo, página de mierda, piensas, tu enamorada cree que tienes un romance oculto por no haber cambiado ese insignificante detalle, cuando en realidad ni te diste cuenta que había esa opción.

Ya no se te puede escaparse un detalle insignificante pero importante como ese, buscas cada opción, cada detalle en donde dejar escrito, untado y sacramentado que ella esta contigo. Después que todo ya esta escrito, todo ya tiene su sello, pasas a las fotos, indiscutiblemente las fotos juegan un papel importantísimo en estas paginas. Cuando estas con alguien, las quince a veinte fotos que tenias antes, pasan a ser cien a más, fotos con ella, fotos dándose besos, apachurrones, besos mirándose a los ojos, fotos y situaciones tiernas que pasas juntos a ella. Después de colgar y sentirte bien de cómo se ve tu página, viene los comentarios cursis de los amigos, como el clásico ohhhhhhhhh q lindos!!!! Que enamorados se les ve, que bonito! Dando el toque tierno y amoroso que le faltaba, adornos a tu foto que te gustan mucho, que te hacen creer y saber, que, sí, que en realidad se ven lindos y que el amor lo puede todo.

Después que todo tu hi5 esta OK, que esta ordenado en base a tu relación linda y hermosa, vienen los comentarios de tu enamorada, en donde deja claro que le perteneces y que esta enamoradísima de ti, crees absurdamente que basta con un comentario de respuesta, pero ella demanda mas, mas cosas tiernas para que sus amigas sepan que eres el chico tierno, enamorado locamente de ella, mientras tu cabeza maquina que diablos poner, poner lo mismo que le dices hasta el hartazgo, pero lo haces porque si no, es un diatriba, un esputo a la mágica relación que ostentan, refunfuña por el poco cuidado y detalles que le tienes en su página, sin tener mas como exprimir tu creatividad se te ocurre sin otra cosa que hacer, hacer un comentario pegando la letras de una canción, a mi cirterio seria mejor no poder nada, mientras sigues maldiciendo más esta página.

Los amigos también se meten en ese saco, díganme si no les han dicho alguna vez pucha no me has hecho ningún comentario, la exigencia de comentarios por estos días es muy demandada. En realidad si he accedido a estos pedidos, he dejado comentarios de fotos a mi enamorada, cuando la tenia; tontas declaraciones de amor dejando al descubierto por los más de cien contactos de la señorita en cuestión, lo estúpidamente enamorado que me traía; he comentado los profiles de mis amigos; quizás sea una especia de tubo de escape para decir un te quiero o gracias por ser mi amigo, cosas que quizás no dices salvo dos cajas o dos piscos encima.

Después que todo lo virtual ya anda en regla, sufres el descalabro de una ruptura amorosa de lo mas real, después de idas y venidas lo inevitable llega, ella/el que creíste tener por siempre se va, la relación se rompe. Pasado varios días le das una pausa al llanto y al licor, te sientas frente a tu computadora y ves que esa pagina llamada hi5 que es enteramente tuya esta lleno de ella, mensajes, fotitos, poemitas y muchos te amo, cuando te armas de valor para apretar la tan ansiada tecla Borrar foto, tu dedo empieza a temblar, vuelves a mirar la foto, vuelves a ver que bonita se le ve cuando sonríe, mientras sigues así te das cuenta nuevamente que llevas varios minutos en una misma puta foto y no la has podido borrar, desistes de esa tarea y cierras tu pagina, creyendo quizás, que si ella ve que aún no has quitado nada del pasado que ambos protagonizaron, podría volver a ti.

Creo que eso es un tonto esperar, es como un duelo, de esos del antiguo oeste, tu parado a una distancia prudente de ella, esperando a ver quien da el primer balazo aniquilador al corazón. Alguna vez estuve en esa situación siendo ella quien dio el primer K.O, quitó toda huella mía dentro de su página, quitó todo rastro de mí, cuando vi reflejada esa realidad y habiendo ella dado el primer zarpazo, decidí dar el segundo. Quité toda su vida de mi espacio, comentarios, fotos y todo relacionado a ella, para dar paso a otra etapa. Creo que eso será algo recurrente en la virtualidad de tu vida, seguirás subiendo y bajando fotos cual vaivén de amores erráticos, cuando llegue una y pienses que es la única, arriba fotos, cuando se acabe, abajo fotos, cuando llegue otra y vuelvas a creer que es la única, arriba fotos, cuando acabe, abajo fotos, estarás en un sube y baja endemoniado gracias a la magia de la tecnología y de nuevo putearas al inventor de dichosa pagina.

Creo que el que tuvo esta idea era un voyerista descarado, consumado y confeso, que tenía la necesidad de ver las fotos de todo tipo de gente, sean amigo o no, haciéndonos participes de su juego descarado. Ahora podemos ver como anda cada persona dentro de nuestro grupo de amigos; que esa flaquita que daba la hora en el salón ahora tiene el cuerpo de un reloj, inmensamente gorda; si la chica que vi en el primer ciclo de la universidad sigue siendo tan bonita como siempre; ver que el idiota que se creía papi en los primeros ciclos de la universidad lo botaron de la misma por bruto, ahora estudia en Alas peruanas; que la flaca con la que salías está simpatiquísima e intentas mandar un mensaje a su foto a ver si te liga; que la flaca que te choteo anoche tenía enamorado, con razón te choteo; que la flaca con la que sales a escondidas aún le sigue diciendo a su enamorado que lo ama; que tu ex enamorada ya encontró a alguien con el que está, maldices tu suerte de poder ver eso, no puedes creer que ella esté con tan estupido, cacaseno, paparulo y ridículo personaje, pero así están las cosas; ves a tu amiga con nuevo enamorado, lo miras bien y te dices…pero debe ser buena gente.

Esta página nos ha acercado más a todos, para afianzar lazos amicales, para saber más de nosotros a la distancia, para destruirnos aniquilándonos el corazón, para ver que todo cambia a nuestro alrededor y para, como dije en un principio, hacernos mas cuadra la vida.
(Grafica: Jorge Luis Aviles. Muy entrañable amigo que me acompañará en esta aventura. Espero que su participación sea recurrente. Bienvenido)

martes, 19 de agosto de 2008

Carta 4: Amigo mio

Esta carta sería la ultima de esta recopilacion de cartas no enviadas, gracias por compartir conmigo las cosas que en ella pongo y por identificarse con los sentimientos que algun dia estas cartas cargaron. Un saludo para todos los destinatarios de ellas, y sobre todo para este ultimo amigo. Gracias a ustedes por todo. Aón seguire escribiendo no es una despedida por si aca.

Querido amigo

Ante todo disculpa que no te vaya a visitar tan seguido, desde aquel día no he vuelto a verte, pero eso no quiere decir que no piense en ti o que no te recordemos junto a mis amigos. Ineludiblemente estas presente en todas las reuniones. De seguro ya estaremos en contacto para quedar un día y dar esas sendas pedaleadas a nuestras bicicletas yendo por el litoral de lima.

Deseo arreglar mi bicicleta, que desde que ya no nos vemos la he descuidado bastante, en realidad todos mis amigos tiene sus bicicletas apiñadas a un rincón, con telarañas y oxido flotante. Te contaré que mis amigos ya no recurren a ellas, han preferido la comodidad del carro, el sedentarios del solo mover la mano para los cambios y ligeramente los pies para ir a cualquier lugar, por ende fofas e inmensas panzas han crecido tanto que ya andan siendo presa de la gravedad. Te acuerdas como era antes, salíamos de la iglesia, en todo una gran caravana de pedales y sudor, tu encabezabas ese grupo de intrépidos amateur de ciclistas, porque para mí tu eres un ciclista de aquellos. Tu bicicleta era la mejor, liviana como la pluma, sofisticada y con una estética envidiable, corría endemoniadamente, claro que mucho parte de esa velocidad casi nunca alcanzada por nosotros, tenías mucho que ver tu.

Íbamos de Salverry rumbo al mar, pasamos por un bendito cúmulo de vidrios, no me percate de eso y mi llanta reventó, te juro que ya estaba pensando como pagarle al taxi de regreso o quizás regresar caminando a mi casa, maldita sea, todo mi mundo se me veía abajo pensando que mis amigos disfrutarían del mar y la brisa marina y yo regresaría oliendo el smok de la avenida salaverry con 28 de Julio. Cuando lo creí todo perdido, sacaste cual mago del asiento de tu bicicleta, parches, pegamento, lijita e hiciste el ritual propio de una parchada de llanta. Volviste a la vida mi vehículo y con él la esperanza y realidad de llegar al mar.

Aún recuerdo la última noche que hablamos antes de tu partida al día siguiente, reímos, con tu risa tan particular, me contabas que te iba bien, salías con una chica, te iba bien en los estudios y se notaba tu alegría cuando lo contabas. Mi amigo y yo nos despedimos de ti, creyendo que te todo seguiría igual por siempre, mi colegio, y tu dándonos la bienvenida. A la mañana siguiente recibí en mi trabajo la peor llamada, me contaron que nos habías dejado, que te habías ido, no lo creí porque la noche anterior nunca nos afligimos por nada, fue como todos nuestros encuentro, estreche tu mano minutos antes de tu partida y no creía tu temprano adiós.

Amigos mio, te extraño mucho, extraño las conversaciones que teníamos, a ti no te importaba juntarte con nosotros, chiquillos insolentes con problemas de conducta y conversar, bromear, joder, fregar, hacer travesuras, te convertimos en uno de los nuestros. Recuerdo como te parabas al costado de las bancas de cemento con nosotros, conversando y fastidiando de todo.

Te preguntarás ¿por qué este jilipollas me escribe después de tanto tiempo?, lo hago porque sabes que siempre me acuerdo de ti, por mucho tiempo las iniciales de tu nombre acompañaron nuestras camisetas en los campeonatos de ex alumnos, Aunque no te visitamos como deberíamos, siempre estas presente, enano jodido.

Espero cumplir lo que te voy a prometer, prometo hacer una bicicletada, sacar a esos fofos amigos mio, esos que años atrás se desvivían en sus bicicletas, sacarlos de su letargo y parasitaria vida y hacer el recorrido que hace años hicimos, se que nos acompañarás, es mas cuando ocurra eso tienes que estar con nosotros, porque sino nada sería igual. Si, te asombrarás de lo agigantado de nuestros cuerpos, compréndenos, ya muchos son papás y por ende tienen que tener esa deformidad características de un señor de la casa, pero no te preocupes que los haré subirse a las bicicletas que sé que aún tienen.

Me despido chato, con la promesa de lograr lo casi imposible, llegar a donde llegamos en aquellas caravanas de bicis estando tú a la cabeza.

Te quiere y extraña mucho.

Raúl
Foto Izquierda - en la gruta de mi colegio, mi amigo el de lentes. Foto derecha - en los recuerdos de su primer mes de fallecimiento.

viernes, 15 de agosto de 2008

3: Carta a Nicole

Hola Nicole

¿Como estas? Creo que las recargadas agendas y la firme convicción de ser la fiel compañera de tu enamorado, han vuelta nuestra separación un hecho, si bien esperaba este derrumbe de nuestro idilio no pensé que sucediera sin avisar. Sin embargo, el tiempo que duro fue bueno, una diversión clandestina que tú y yo protagonizamos.

La verdad nunca me fije en ti, la primera ves que te vi pasaste desapercibida, no se si fue por todo el movimiento, porque mi cabeza y mi atención estaban en otro lado o simplemente porque no representabas una opción para tener un romance sabiendo que estabas con alguien a tu lado. Te confieso que luego, sólo con el plan de bromear, te decía que lo nuestro no podía ser porque tenías enamorado, las bromas empezaron a dejar de ser bromas y los juegos dejaron de ser juegos, dando ese salto que ambos queríamos.

Dejaste de pasar desapercibida, dejaste de ser una chica que no existía, ahora no podía dejar de verte o de llamar mi atención con una sola sonrisa. Ese día cuando me llamaste y juntos buscamos un sitio alejándonos de todo lo que ambos teníamos, tu, quizás, dejaste atrás tu mundo de enamorada perfecta olvidando recuerdos que ya no necesitabas de tu enamorado, yo, dejé atrás mis noches bohemias, salidas nocturnas que a veces no me satisfacían, y juntamos por ese instante nuestras historias. Nunca pude manejar esta situación al igual que los encuentros furtivos que tuve con otras chicas, desde nuestro primer encuentro todo fue tierno, el abrazo fue eterno y tu beso, fue un beso que hace mucho no sentía. Te acuerdas como nuestros corazones latían sin ninguna explicación, era algo más que sólo un vacilón nocturno, ahora ya podría calificar así.

Fue mucho sentir para que solo sea uno, luego vino el segundo, el tercero y así convertimos algunas noches en nuestras, noches que no tenías que cumplir tu papel de enamorada y que venias a mi buscando lo que quizás nunca podrás tener con tu enamorado, perfección.

Fui preso de la locura que desató poner tanto corazón a esto, siempre tuve claro que era el otro, el chico que nunca tomarías en serio, seria tú suplente y clandestino y saltaría al campo cuando tú y solo tú quisieras. Detestaba esa situación, detestaba reprimir mis ganas de verte y esperar a que tú eligieras el momento, detestaba tu esquivar cuando te decía para vernos, lo detestaba. Sin embargo demandaba mas tiempo contigo, quería abrazarte y besarte por más tiempo, pasar ratos contigo que tu enamorado si tenía, llegue a envidiarlo tanto que siempre me decía a mi mismo, deja todo y sigue tu rumbo, pero no pude querida Nicole.

Cuando conversábamos me dijiste que nunca habías hecho esto, que nunca habías tenido una relación amical amorosa estando en una relación oficial, pero sin embargo no te arrepentías de hacerlo, déjame decirte Nicole, tampoco me arrepentiré de haber entrado en tu vida, quizás para malograrla o quizás para mejorarla.

Estoy seguro que al igual que a tu enamorado, me has dado excusas cuando te decía para salir, chiquilladas que me las he tenido que comer haciendote saber que me las creia, excusas infantiles para no decirme que saldrías con él y que él tenía toda la prioridad del caso, creeme que estaba de acuerdo, pero no me gustaba nada saberlo, tu quizás no decías que tenias obligaciones que cumplir con tu enamorado con el afán de evitar esa comprometedora situación, lo comprendo, la verdad no tenía nada que reprocharte, sabia que a veces tus obligaciones con él iban a opacar nuestros encuentros.

Lo que nunca quise que sucediera, sucedió, llegue a quererte demasiado, me hiciste sentir cosas que creí sepultadas, sencillamente me enamoré de ti, no se como ni porqué, creo que el hacer esas llamadas de media noche, el entrelazar nuestras manos, que toques mi rostro con esa ternura infinita y que me quedes mirando con tus ojos llenos de fantasía fue demasiado para resistirme, demasiado no poder besarte y abrazarte con la misma ternura con que tu lo hacías. Nicole, te confieso que quedé completamente enamorado de ti y te doy gracias por eso, porque aunque no te pueda tener sé que el amor no es exclusivo sólo al alguien, ahora eres tú la protagonistas de mis fantasías y realidades, de mis noches y mis días, de mi pasados y mis presentes, de mis corduras y locuras.

Ahora seguro estas con tu enamorado mientras que yo aún te escribo esta carta, te doy las gracias por esos momentos mi adorada Nicole, gracias por hacerme sentir tanto, por haberme vuelto un enamorado orate y sólo me queda decirte adiós y que ojalá tu enamorado sepa descubrir que con tu mirada y tus ojos puede hacerlo todo y vivir por ti, porque yo lo supe ese día que me dijiste te quiero.

Enamorado y loco por ti me despido y deseo de corazón que seas feliz con el chico que tiene la exclusividad en tu vida, yo seguiré escabullido en mis noches barranquinas que me vuelven a albergar.


Te quiero mucho

Raúl.




Canción que hablando en una noche en el msn, nos adjudicamos.

martes, 12 de agosto de 2008

Cartas en reserva 2: Patricia

Estimada Patricia.

¿Como te va? La verdad cada dia se menos de ti, los hecho nos llevaron a esta situación de alejamiento, aunque te confieso de vez en cuando me nace las ganas de darte una llamada o quizás verte un minuto de los miles que nos quedan por delante. Quise romper palitos de una manera desgarradoramente definitiva pero no pude, creo que los años que pasamos juntos marcaron tanto en nosotros que si bien, el amor se hundió a lado del Titanic, necesitamos saber un poco de nosotros y con un simple mensaje saber que aún seguimos en esta tierra.

Debo confesar que algún día quise no verte nunca más creyendo talvez que esa fuera la manera de arrancarte de mi corazón, de borrar el amor que tanto te di un día el cual devolviste con la misma fuerza con la que te lo brinde. Como sabrás no pasó mucho tiempo para mandarte un mensaje o escribirte, te confieso que decidí hacer lo que quería, lo que se me venía en gana, creo que fue unos de los fundamentos con lo que regí mi vida esos meses, hacia y deshacía, y lo que mas queria hacer en esos momentos era hablarte. Claro, mis mensajes no fueron ni largos ni cariñosos, fueron como debían serlo, pero te confieso que quería hacerlos con la misma ternura como un día te llagaron, volver quizás poder reconquistarte, pero sabía que ya estabas con alguien y que ya no me pertenecías.

Recuerdas las veces que pasábamos todos los días juntos, simplemente me parecían excepcionales, creo que nuestra relación estuvo marcado por dos partes, una, el amor que nos teníamos y la otra el momento en que ya todo murió, en la que actuabas por la costumbre y por el solo hecho de no perder y acabar algo que tenías desde hace mucho tiempo, de no acabar los domingos que pasábamos en tu casa tirados como marmotas viendo películas, de tardes de hacer compras junto a tu familia, y de noches de salir simplemente a caminar o salir a ese pequeño espacio antes de entrar a tu sala, sentarnos en el sillón de madera un tanto incomodo, para conversar de todo y cuando ya todo estaba hablado solo sostener tu delicado cuerpo contra mi pecho para hacer de los minutos mas lentos y decirte al oído que te amaba.

Si Patricia todo eso acabó, convertí mis domingos tranquilos y hogareños en días de reposo, de recuperación de la resaca por la juerga sabatina, ya no mas películas en tu compañía, ya no mas preparar canchita en ese cómplice intercambio de acciones dentro de la cocina, ya no mas tus preguntas y comentarios inoportunos dentro de una película, comentarios que teniendo ese importunismos grande me gustaban, ya no mas buscar en tu sillón una postura cómoda para ambos, ya no mas buscar el momento perfecto para esa película, ya no mas.

Aun recuerdo nuestro final, te cuento que la bolsa negra llena de recuerdos que tenía detrás del carro nunca te la quise devolver aunque fui con esa convicción, dentro de mí quería quedármela (cosa que al final hice porque no me pude negar a tus lagrimas) con todo esos tres años de recuerdos, notitas inescrupulosas dentro del salón de clase, cartas, fotos, esa horrible foto que me regalaste y no porque tu salieras horrible sino por el asqueroso fondo que el fotógrafo puso detrás de ti, una pacharacada de aquellas, devolverte los slides que te tome, decenas de slides que te tome para mi curso de foto cuando modelaste exclusivamente para el lente de mi cámara, un peluche tonto que me miraba agarrando la luna, debo confesar que no lo pude tener tanto tiempo en cautiverio así que ahora revolotea en mi escritorio, el recuadro con la primera foto que tuvimos con mi cabello desalineado y tu nada fashion chompa guinda.


Dejaste recuerdos imborrables en mi, me sorprendió que después de mas de un año que te dije adiós estando de los mas relax en mi computadora me llegue un mensaje tuyo disculpándote por los malos momentos que pasé por tu partida, no sabia que te estaba pasando, descubrí después que tu nueva relación había acabado y que estas sola como yo, creeme que es un tiempo necesario y te servirá mucho, es un doloroso stop al amor para saber que a veces es necesario prestarse más atención uno mismo, un lapso que le da más aire al alma. Muy estimada Patricia, si bien el dolor inmenso por la separación me tocó los primeros meses, creo que fue un acierto separarnos, descubrí muchas cosas que no sabía de mi, supe que puedo ir solo por el camino, que tenía fuerzas suficientes para seguir mi camino sin tu mano entrelazada a la mía y seguí descubriendo mas cosas que cegado de amor no podría haber descubierto.

Te quiero mucho y nunca te podré olvidar, escogí este día para darte esta carta porque a veces los doce de cada mes cuando hago una pausa en mi agitado día pienso en que días como hoy estaría pensando en que regalarte o como sorprenderte y también me da escalofríos el tiempo que aun llevaríamos juntos. Guardo recuerdos imborrables que siempre ocuparan un lugar privilegiado en el recuento de mi vida.
Besos Patricia.
Atte.
Raúl


Tu Amor Me Hace Bien [Salsa Version] - Marc Anthony

Pd: Una de las muchas fotos que nos tomamos. La última cancion que bailamos antes de su inminente partida.

jueves, 7 de agosto de 2008

Cartas que vuelven a la vida 1: Kamilla

Permítanme ocupar algunos espacios y dar vida a cartas que no envíe, cartas que quedaron reservadas y ancladas en un rincón, hacer llegar estas letras y frases que sus destinatarios nunca imaginaron leer. Cartas a amigos y amores pasados, a amistades perdidas y amistades ocultas. Espero que los destinatarios se crucen por estas cartas y que en algún momento obtenga una carta de respuesta.


Querida Kamilla

Se que te parecerá alucinante que te escriba después de tanto tiempo, pero déjame decirte que la ultima vez solo me quedé observándote mientras conversabas con Maria, amiga de tu colegio, cayendo en la cuenta que me sigues gustando tanto como el primer día. Definitivamente tu ya no me das esas miradas de antes y lo comprendo, tienes todo una vida casi hecha alguien con el que vives y una hija que adoras, ahora más que nunca somos dos polos opuestos en lo que respecta a nuestras vidas.

Cuando entraste a mi casa provista de esa sonrisa arrolladora y tu tan inquietante forma de hablarme, lo único que quise fue sellar toda esa celestial bienvenida con un beso, pero fui atrapado de los brazos por la realidad, mi beso llegó a un destino que no quería, destino nada satisfactorio para mi, sin embargo disfrute ese suave y eterno beso en tu mejilla aunque te confieso que aún tus labios siguen cantando la canción de Hamelin que en algún tiempo me embrujaron y que ese día ratifiqué sigue teniendo ese mágico resultado.

Te hice cruzar esa línea que nunca habías cruzado, ese limite de mi sala con mi comedor, un limite marcado que diferencia a las personas que son visita y a las que son de mi entorno, debido a mi inexperiencia de chiquillo y mi vergüenza absoluta nunca conociste tanto a mi familia ni mi casa, ese día te dejé pasar y descubrir mas cosas que en ese tiempo no te hice conocer, sentarnos en mi comedor y degustar ese rico vino que habíamos comprado. No se si fueron los efectos del vino o es que siempre tuve esas ganas de decirte nuevamente me gustas, creo que eres mi chica polistel porque aunque pasen los años nunca nunca se perderá ese gusto loco y desenfrenado que te tengo.

Te acuerdas que mientras hablabas mi mamá se acercó y aunque te recordaba nunca supo que fuiste mi enamorada, después de varios comentarios solté sin desparpajo que en mi época colegial eras tú la causante de mis novatos insomnios, de mis primeras cartas de amor sin destino, de mis paseos en la soledad de las calles que nos vieron crecer para no soportar el silencio estruendoso de la soledad de mi cuarto, de mis primeros pensamientos futuristas teniéndote a mi lado creyendo quizás que serias tú la mujer que me acompañaría hasta mi ultimo y lento paso en esta vida, tu fuiste la primera y mirándote ese día creo serás la única, mi primer amor que siempre recordaré

Aun recuerdo detalles, canciones, dibujos que se arman en mi imaginación porque físicamente sólo me queda una foto tuya, solo tengo una foto de ese tiempo que fue uno de los mejores, quisiera volver una semana para llenar de flashes esos días, capturar nuestros momentos y tenerlos en mi PC custodiando mis divagaciones amorosas y esa retrospectiva de mi vida.

Linda Kamilla, de vez en cuando me nacen las ganas de escuchar la canción que lleva al día de nuestro primer beso, un beso tierno y lleno de nuestro joven amor. Si de alguien fue que aprendí a besar fue de ti, nunca te dije pero era un casi inexperto hasta que te conocí, un neófito en tema del arte de los intercambios salivales, por eso recuerdo alucinado cuando inmiscuidos en la comodidad de tu sala me abrazabas y me dabas sendos besos que califico como los primeros. Tiempo después de nuestro alejamiento seguí buscando la miel que pusiste en mis labios y que me fue muy difícil reemplazar.

Te doy gracias por todo lo que me diste, por llenar de luz esos días de colegio, por seguir estando tan bella y por seguir embrujándome en cada inesperada visita que me haces.

Un beso, te quiero mucho.

Vida - Luis Enrique Ascoy


Canción: Canción que acompaño nuestro primer beso en aquella larga jornada religiosa.

lunes, 4 de agosto de 2008

Sí acepto ...

Estoy sentado en mi computadora con el cuerpo totalmente descompuesto mejorándome de a pocos de dos matrimonios que marcaron el rumbo en estos últimos días. Presencié la muestra de amor de dos parejas muy cercanas a mí, por un lado el amigo de toda la vida, compañero inacabable de en reuniones de promoción, un gran amigo de siempre y por otro lados mi hermano, amigo de sangre, confidente y cómplice de locuras inexplicables.

He presenciado dos matrimonios que han sido muy especiales para mi, me he quedado impávido con la boca casi abierta cuando veía a mi hermano y a mi amigo mirar fijamente los ojos de sus respectivas novias y comprometerse al máximo, pisar el acelerador hasta el fondo, dejarse totalmente al descubierto y decirle a sus novias que estarán con ellas siempre. Mi corazón latía de emoción, de emoción al saber que ambos encontraron los que estaban buscando, su otra mitad, su contraparte, su amor.

Creo que es así, das vueltas en la vida, saltas de una aventura a otra de un amor a otro hasta que ya, llega ella, la que te hace enloquecer, ella con la que ya no deseas seguir saltando a otra aventura y quieres que ella sea tu aventura para toda la vida. Eso les paso a ellos, encontraron la mujer con la que van a compartir su vida y de alguna forma cuando ellos se casaban yo aceptaba a sus novias, al igual que ellos, como parte importante de mi vida.

Definitivamente me dio un poco de nostalgia, al casarte ya tienes otras responsabilidades, se que no podré llamar a mi amigo a las doce de la noche para ver donde esta y poder encontrarnos y tomarnos unas cervezas, que ya no podré enviarle mensajes con la dirección de mi destino para que se reúna con la manada de la promoción y el trío barranquito que formamos juntos a Jason se volvera definitivamente un dúo. Nostalgia porque se romperá ese ideal machista que existe siempre, el ideal machista de que el amigo siempre vaya a las reuniones juergueras de puro calzoncillos, pero como les digo, siempre será un ideal, porque uno a uno iremos cayendo en el matrimonio, que aunque siempre renegamos de él hay algo de nosotros que desea que llegue pronto.

Nostalgia de encontrar vació el cuarto de mi hermano, de no poder ir a tocarle la puerta y conversar de todo y nada, de que ya no me levante en las mañanas jalándome la frazada, de ya no poder jugar a las peleitas ni poder invitarlo a mi cuarto a tomar un pisquito hasta que la madrugada nos descubra cantando música criolla a todo pulmón.

Felicidades Alex amigo mio, que todo te vaya bien en este nueva etapa de tu vida, sé que el amor a tu esposa nunca morirá, y hermano de mi corazón te deseo todo lo mejor aunque ahora nuestro cuartos están muchos mas separados sabes que siempre te recuerdo y que nos juntaremos lo mas seguido posible, se que todo te ira bien porque simplemente eres excepcional hermano.

Dos momentos de dos bodas muy importantes, en la boda de mi amigo, después de bailar me abraza muy fuerte y me dice GRACIAS POR ESTAR ACA, (la boda de mi amigo fue en Iquitos razón fundamental de mi viaje a la selva) luego en la noche junto a Jason, cuando el sonido del equipo estereofónico se esfumó, cantamos a viva voz las canciones que tiempo atrás gritamos en noches barranquinas, canciones de Mar de Copas que es la insignia que adorna nuestra amistad.

En la boda de mi hermano, yo estando en mi mesa él estando al medio de la pista de baile juntos a su esposa, miro a mi hermano él me mira alza su copa y yo la mía y nos dimos un salud a la distancia, brindando por una bienvenida y un adiós.

No me queda más que decirles FELICIDADES y espero poder tenerlos algún día en mi boda, compartiendo conmigo y con la novia que sigue estando en mis sueños.